15 octubre 2009

Oscura canción de cuna



http://www.youtube.com/watch?v=oOHQs405XcU

"Lullaby" - The Cure


on candystripe legs spiderman comes
softly through the shadow of the evening sun
stealing past the windows of the blissfully dead
looking for the victim shivering in bed
searching out fear in the gathering gloom and suddenly!
a movement in the corner of the
room! and there is nothing i can do
when i realise with freight that the spiderman is having
me for dinner tonight!

quietly he laughs and shaking his head creeps closer now
closer to the foot of the bed
and softer than shadow and quicker than flies
his arms are all around me and his tongue in my eyes
"be still be calm be quiet now my precious boy
don't struggle like that or i will only love you more
for it's much too late to get away or turn on the light
the spiderman is having you for dinner tonight"

and i feel like i'm being eaten
by a thousand million shivering furry holes
and i know that in the morning i will wake up
in the shivering cold
and the spiderman is always hungry...

"Come into my parlour", said the spider to the fly... "I have something... "

Del álbum "Disintegration" (1989)

*******

Musicalmente hablando, conocí a The Cure con el álbum Kiss me, kiss me, kiss me (que todavía conservo en su presentación original de doble LP de vinilo, jejeje). No recuerdo si lo compré en 1987 o 1988, tampoco tengo claro si me marcó tanto a los quince o a los diesciséis años. Pero lo cierto es, que The Cure muy pronto se convirtió en una de las bandas más importantes del soundtrack de mi vida.

La atracción y el gusto por The Cure mi pilló en los años más crudos de mi adolescencia, así que no es difícil de imaginar que cuasi vivía plantada en una montaña rusa de emociones: lo mismo podía reír y divertirme, que al rato ya estaba tristeando y desgarrándome las vestiduras :P Claro que en el soundtrack de aquellos años hubo otras bandas y mi descubrimiento del Gótico con todo lo que esto implicaba: tenías que apañarte con lo que podías en todos los sentidos (moda, accesorios, lecturas) y de no ser por Jorge Barragán, mi cuasi gurú musical que nos guiaba desde su puesto en el Tianguis (mercadillo) del Chopo, yo no hubiese podido ampliar mi panorama musical más allá de lo que escuchaba en la radio que iba desde el pop hasta lo que se calificaba como alternativo en los 80's.

El álbum Disintegration, que llegó a mí cuando tenía diescisiete años, me reveló lo que era la esencia de The Cure. Sin duda me rendí ante ellos y aquellas letras que a veces sonaban tan crípticas y que me veía en la necesidad de pedirle ayuda a una amiga para traducirlas. ¿Mis canciones favoritas? Lullaby y Fascination Street.

Se cuenta que al finalizar la gira The Kissing Tour, Robert Smith empezó a sentirse muy incómodo con todo lo que implicaba haberse convertido en una estrella del pop. Se marchó a vivir a Maida Vale, un distrito residencial del oeste de Londres que es conocido como la Pequeña Venecia y combatía su depresión consumiendo regularmente LSD. Otro hecho que deprimía a tito Robert era que estaba a punto de cumplir 30 años. Así que empezó a escribir canciones a diestra y siniestra. El material, obviamente, resultó muy depresivo pero aún así reunió a los demás integrantes de la banda en la casa del entonces batería Boris Williams. Era el verano de 1988 y Robert les mostró los demos que había grabado. Pensó que si a los demás no les gustaban, comenzaría a preparar un álbum solista. Pero, sorpresivamente, los demás se entusiasmaron con los demos y pronto empezaron a ensayar. Al finalizar ese verano, ya habían grabado 32 canciones en la casa de Williams.

Robert estaba decidido a romper con los pop singles al estilo del álbum Kiss me, kiss me, kiss me. Quería acercarse más a la esencia del álbum Pornography (1982). Cuentan que también la idea del suicidio estaba presente: poco antes de que la banda empezara a grabar Disintegration, dos adolescentes se habían suicidado en una ciudad cercana. Poco después, se reveló que ambos habían escuchado los primeros álbums de The Cure mientras se quitaban la vida. Robert recortó la noticia del periódico y la colgó en la pared del estudio de grabación. "Sé que es trágico, pero al mismo tiempo macabramente divertido porque es obvio que nosotros no tuvimos nada qué ver. Sólo fuimos señalados".

Disintegration fue el regreso de Robert a la temática oscura y triste que The Cure ya había explotado a principios de los '80. Deliberadamente, Robert buscó grabar un álbum que fuera depresivo como un reflejo de los descorazonado que se sentía en ese entonces. El sonido del álbum impresionó a la discográfica Electra Records al punto de que le informaron a Robert que retrasarían varios meses el lanzamiento porque consideraban que aquel trabajo sería un suicidio comercial. Robert remarcó "ellos pensaron que yo empezaba a ser intencionadamente oscuro", cita que sacó de una carta que recibió de la discográfica.

El álbum finalmente se puso a la venta en mayo de 1989 y pronto subió al puesto número 3 de las listas de popularidad de Inglaterra. Allí mismo, el single Lullaby fue el que más rápido se posicionó ocupando el puesto número 5. En Estados Unidos, al mismo tiempo que aparecía en la peli Lost Angels, la discográfica Electra lanzó el primer single americano Fascination Street (el single internacional fue Lovesong). Disintegration fue disco de oro en ventas (100, 000 copias vendidas) en Inglaterra y para 1992 se habían vendido tres millones de copias en todo el mundo.

Robert definió el álbum como "desafiante y claustrofóbico, a menudo doloroso, otras tedioso. Es casi sorprendente". Disintegration fue considerado el mejor álbum de 1989por la revista Melody Maker y ocupa el lugar 326 del listado de los 500 álbum más grandes de todos los tiempos de la revista Rolling Stone.

Disintegration es un ábum que me remonta de forma directa y sin escalas a ese momento de mi vida, cuando estaba tratando de aprender a dominar mis emociones, cuando casi no importaba pensar en el mañana, cuando me desgarraba las vestiduras y escribía la peor poesía del mundo que sí, muy oscura, pero llena de adjetivos que en lugar de mejorarla, la empeoraban aún más. Me recuerda a mis amigos, a la escuela donde estábamos (CCH Sur), a todos esos chicos que a toda costa querían parecerse a Rober Smith y ponían a todo volumen en el estéreo de sus coches Fascination Street como si se tratase de una invocación que atraía a la tristeza, la pesadumbre y la introspección.

Ya he dicho que Lullaby es una de mis canciones favoritas - y video también, jejeje-, no sólo de este álbum sino de toda la discografía de The Cure. Se cuenta que la premisa de esta canción surge a raíz de que Robert recordara las canciones de cuna que su padre le cantaba cuando él no podía dormir. "Mi padre siempre las creaba. Siempre con un final horrible. Era algo así como 'duérmete ahora, niño bonito, o tú no querrás despertarte del todo' ".





***

1 comentario:

Saray dijo...

Me gustaba muchísimo esta canción cuando era quinceañera y encontrarme tu blog me ha dado la oportunidad de volverla a escuchar :) Un saludo!